Economía

La empresa Novatech es optimista respecto al futuro del mercado informático

La firma Novatech ratificó la inversión prevista para este año en la Argentina por $450 millones para ampliar su portfolio de productos, en un plan que prevé sextuplicar los puestos de trabajo entre diciembre de 2019 y fines de este año.

En una entrevista con Télam el CEO de la empresa, Pablo Rubio, dijo que el “cambio de Gobierno” incidió en la decisión de inversión incluyendo la apertura de una planta en Catamarca, y la empresa que produce teléfonos, televisores, tablets y notebooks, espera sumar aires acondicionado a su portfolio.

Pablo Rubio, CEO de Novatech.
-Rubio, ¿cómo ve el mercado de informática de consumo este año?

-Nosotros somos siempre optimistas. Así lo fuimos desde el 2020 para acá, incluso en medio de la pandemia. El año pasado decidimos poner en funcionamiento un plan de inversión para este año de 450 millones de pesos que vamos ejecutando al ritmo previsto.

Tenemos líneas de productos que están funcionando muy bien, como la telefonía celular. En cuanto a televiso..

La firma Novatech ratificó la inversión prevista para este año en la Argentina por $450 millones para ampliar su portfolio de productos, en un plan que prevé sextuplicar los puestos de trabajo entre diciembre de 2019 y fines de este año.

En una entrevista con Télam el CEO de la empresa, Pablo Rubio, dijo que el “cambio de Gobierno” incidió en la decisión de inversión incluyendo la apertura de una planta en Catamarca, y la empresa que produce teléfonos, televisores, tablets y notebooks, espera sumar aires acondicionado a su portfolio.

Pablo Rubio CEO de Novatech
Pablo Rubio, CEO de Novatech.

-Rubio, ¿cómo ve el mercado de informática de consumo este año?

-Nosotros somos siempre optimistas. Así lo fuimos desde el 2020 para acá, incluso en medio de la pandemia. El año pasado decidimos poner en funcionamiento un plan de inversión para este año de 450 millones de pesos que vamos ejecutando al ritmo previsto.

Tenemos líneas de productos que están funcionando muy bien, como la telefonía celular. En cuanto a televisores, se viene el Mundial de Fútbol y eso siempre empuja las ventas. Está habiendo consumo y como hay consumo el ciclo es positivo siempre.

-¿Tuvieron problemas para la compra de chipset, por el incremento de la demanda mundial?

-La demanda mundial de chipset impacta a todos los fabricantes. Es algo generalizado, para todas las líneas. La escasez de chipset comenzó a mediados de la pandemia, por el parate de las fábricas en China. A su vez, la pandemia hizo que se reactivase mucho la demanda porque todos comenzamos a necesitar celulares y notebooks, como un bien de primera necesidad.

Se profundizó el impacto por el aumento de los fletes. La logística internacional está bastante enloquecida y estos meses la guerra terminó de desbaratar los planes que estaban tendiendo a normalizarse. Estamos trabajando en ese contexto.

-Novatech comenzó como una fabricante de memorias, ¿cómo fue la evolución de la evolución de la empresa?

-Empezamos como una fábrica sobre superficie para memorias RAM, era uno de los subprocesos de la fabricación de equipos. Pasamos de las memorias a las notebooks en el año 2010. En el 2014 compramos una compañía en Tierra del Fuego, donde ahora producimos celulares.

Con el último cambio de gobierno decidimos comenzar con televisores, lavarropas y estamos viendo con la Secretaría de Industria si se aprueba la ampliación para poder fabricar aire acondicionados.

La histórica planta de Parque Patricios es la que fabrica informática de consumo. La planta de Catamarca, que inauguramos el año pasado, tiene dos líneas de montaje robotizadas y produce las notebooks para el programa Conectar Igualdad, baterías y cargadores.

Novatech produce las notebooks para el programa Conectar Igualdad adems de bateras y cargadores Camila Godoy
Novatech produce las notebooks para el programa Conectar Igualdad, además de baterías y cargadores. (Camila Godoy).

-En el 2018 se redujeron a cero los aranceles de la importación de equipos terminado. ¿Cómo impactó esto en la actividad de Novatech?

-Pasaron dos cosas ese año: se redujeron los aranceles de informática y el Estado dejó de comprar computadoras para los programas para los chicos de las escuelas. Tuvimos que reconvertirnos en una software factory y nos costó mucho. Es muy traumático tener que achicar los equipos y además hacerlo rápidamente. Cuando cambiaron las condiciones decidimos invertir fuerte para generar empleo.

-¿Qué condiciones cambiaron? Porque los aranceles siguen igual.

-Fue por el cambio del Gobierno. Los aranceles no se tocaron más, pero el Gobierno en la política industrial fue muy claro. Dijo que se iba a favorecer la fabricación local y por eso los empresarios del sector decidimos invertir y la verdad es que nos está yendo muy bien, los últimos tres años nos fue muy bien. Todo empezó a funcionar de otra manera. Hasta fines del año 2019 el consumo estuvo absolutamente depreciado.

En cuanto a empleo, en diciembre del año 2019 éramos 60 personas y este año vamos a terminar con alrededor de 420 empleados.

-Es habitual escuchar a empresarios del sector decir que no se consiguen recursos capacitados. ¿Ustedes tienen ese problema?

-Hay que dividirlo en dos aspectos. El negocio de desarrollo de software está sobredemandado y cuesta conseguir recursos, que además trabajan por períodos cortos. Justamente muchas veces lo hacen como freelance, porque consiguen trabajos en el exterior y los empresarios locales no podemos competir contra esa condición. Ahí tenemos un problema.

En fabricación tenemos el sistema mejor aceitado. El reclutamiento funciona y por el tipo de industria que tenemos, podemos tomar recursos de otras industrias, capacitarlos y que empiecen a trabajar. Por ejemplo, en el caso de Catamarca, muchos chicos que están trabajando con nosotros y vienen por caso del sector de la construcción. Pudieron hacer cursos, capacitarse en la fabricación de notebooks y ahora están sentados en la línea de montaje, cómodos, haciendo algo que les gusta.

-¿El avance del acuerdo con FMI tuvo algún impactó en el clima de negocios?

-Si bien celebramos el acuerdo, en nuestro caso todavía no tuvo ningún impacto. Así como no acordar tampoco había tenido impacto negativo. Me imagino que en algún momento permitirá hacer más laxas las restricciones sobre todo con la importación de insumos necesarios para la fabricación.

-¿Tienen problemas con la disponibilidad de divisas para la importación?

-Hasta acá no, Hay restricciones y hay que tenerlas en cuenta. Al final del día somos empresarios y estamos acostumbrados a manejar restricciones. Es una factor más en la ecuación.

0 4 minutos leídos

Dejar un comentario